Harta de leer posts del tipo “Las mejores calas de la Comunidad Valenciana” o el “Ranking definitivo de playas de España”, a base de documentación googleliana, os traigo los cinco chapuzones que os tenéis que dar -antes de que acabe el verano- en la Marina Baixa. Bajo mi única prescripción, pues este verano han sido mis 5 preferidos.

Además os vendrá bien a todos desconectar un poquito de la Marina Alta, que total… vais a encontraros con los mismos en septiembre en la puerta del cole, en el trabajo, en el restaurante de moda… Salid de Denia y de Jávea, y descubrid estos lugares que os propongo, pareo en una mano y gafas de bucear en la otra. Dejad los libros para la Malvarrosa, que ya habrá tiempo durante el veroño.

Si bien es cierto que de Altea a Villajoyosa, no hay playa o cala que no merezca un buen chapuzón, en la vida al final hay que elegir y esta es mi lista definitiva.

Siento deciros por adelantado que las de Benidorm son mis preferidas. Lo comento ya por si queréis abandonar el post aquí antes de que os entren ganas de cuestionar la valía turística de la ciudad -porque no llegaremos a un acuerdo ni en el muro del facebook-.

1.Cala del tío Ximo

Justo en un extremo de Benidorm, nada más girar el Rincón de Loix, se encuentra la Cala del tío Ximo, una joya del Mediterráneo que muy pocas personas conocen. El acceso es un poco abrupto pero cualquier persona puede acceder sin riesgos. El agua es, probablemente, la de más calidad en kilómetros de costa. Verde con toques turquesa y de una transparencia, que te permite ver los peces a varios metros de ti. Los bañistas suelen ser locales o turistas que se alojan en esa zona -los menos-.

2.Cala de la almadrava

Es la primera cala de Benidorm viniendo de Valencia. La cala de la Almadrava se encuentra a los pies del paraje natural de Serra Gelada y antecede a la cala del tío Ximo -comparten zona de aparcamiento, de hecho-. Es simplemente preciosa. Enfrentada a la isla de Benidorm, ofrece un expectáculo visual por todos sus costados: a espaldas la sierra helada, de frente el mar cristalino con la isla de fondo, a la izquierda las rocas que la separan del Albir y a la derecha las que le separan de la cala del tío Ximo. Es ideal para el snorkel y el buceo.

3.El racó del conill

Es una de las primeras calas de Villajoyosa. Se encuentra nada más pasar la cala de Finestrat en dirección a la Vila. El racó del conill es una cala nudista, perfecta para ir a cualquier hora del día porque cuenta con un chiringuito. Tiene dos áreas de baño, la de la izquierda es muy pequeñita y muy cuca, y la de la derecha es más como una miniplaya, aunque ésta sí suele estar hasta la bandera de llena. Se puede acceder casi hasta la orilla en coche y las vistas que el camino ofrece de la bahía, quitan el hipo.

4.L’illa

La isla de Benidorm no tiene calas ni playas, ya que es un pedrusco gigante absolutamente cortado. Pero en la parte rebajada, justo a los pies del restaurante, hay una zona de baño con un agua expectacular que te pide a gritos atarte con la colchoneta al cabo que delimita la zona de baño de la zona de embarcaciones y hacerte la muerta un buen rato. Estamos hablando de un lugar de buceo 5 estrellas, así que ya os podéis imaginar la vida que le rodea. Se puede acceder con embarcación privada o con el barco de la isla, que funciona durante todo el día hasta media tarde.

5.Cala del metge

Es una cala absolutamente virgen que se encuentra también en el paraje natural de Serra Gelada, pero en la parte de el Albir. Aquí, al igual que en L’illa no hay arena, pero cala del metge es el lugar perfecto donde pegarse un chapuzón bien fresquito y contemplar la belleza de la costa. Quizás es la más inaccesible, pero nadie dijo que lo bello fuera fácil de alcanzar.

Me dejo muchas otras. Algunas muy bonitas y otras que significan mucho para mí pero que a día de hoy están masificadas como la playa de poniente de Benidorm, donde hice mis primeros castillos de arena junto a mis hermanas y mis primos. La playa del Albir, donde me bañé durante casi toda mi adolescencia con escarpines o la playa de la Vila, donde actualmente voy por la comodidad de su parking.

Ninguna playa o cala de la Marina Baixa defrauda, pero estos cinco puntos, a buen seguro, os van a dejar con ganas de más.

Posted by:Dulce

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s